Catedral de Kazán

Catedral de KazánLa Catedral de Kazán es uno de los edificios religiosos más bonitos de San Petersburgo. Destaca su poderosa columnata corintia y su majestuosa cúpula. En su interior se guarda el icono más venerado de la ciudad: la Madre de Dios de Kazán.

El icono data de finales del siglo XVI y apareció en San Petersburgo en 1710. Probablemente lo trajo de Moscú la zarina Paraskeva Feodorovna.

La catedral se construyó entre 1801 y 1811 según el diseño del arquitecto Andréi Voronijin. Se levantó precisamente para guardar el icono que da nombre al edificio. La orden la dio el emperador Pablo I y puso como ejemplo la Basílica de San Pedro de Roma. Su construcción llevó 10 años y tuvo ciertas peculiaridades. Para empezar, las 96 columnas que preceden al templo. Además, se usó una planta de cruz latina y no griega, como acostumbran los templos ortodoxos.

Después de la Revolución Rusa de 1917, la catedral se cerró. En 1932, se abrió de nuevo aunque como “Museo de la Historia de la religión y el ateísmo”. En 1992 se consagró de nuevo como catedral ortodoxa y cuatro años más tarde en 1996, la catedral se devolvió a la Iglesia Ortodoxa Rusa.

El acceso al templo es gratuito y se pueden tomar fotos y vídeos en el interior. El servicio turístico está abierto todos los días de 11:30 de la mañana a 6 de la tarde.

Cómo llegar a la Catedral de Kazán

La estación de metro más cercana es la de Gostinyy dvor. Por allí pasa la línea 3 del suburbano de San Petersburgo. También tenemos otras opciones ya que frente a la catedral está la parada de Metro Nevsky Prospekt. Allí llegan las líneas 3, 7, 22, 24, 27 y 191 de autobús; y las líneas 1, 5, 7, 10, 11 y
22 de trolebús.

Los comentarios están cerrados.